Blog Hofmann
Blog Hofmann

No paramos de vivir, de disfrutar y, por lo tanto, de generar recuerdos, que una vez entran en nuestras vidas, nos suelen acompañar hasta el final.

Para guardarlos, utilizamos muchas formas. Algunas veces los metemos en cajitas que dejamos en la parte frontal de nuestro cerebro, otras las metemos en frasquitos y olvidamos dónde los hemos puesto, hasta que un día aparecen de repente y, con los que más nos gustan, utilizamos nuestra creatividad y hacemos un scrapbook.

Pero, ¿qué es el Scrapbooking?

Scrapbook significa libro de recortes pero, realmente, es una manualidad que viene de Estados Unidos, donde empezó a hacerse popular en la década de los 80.

Entonces, los estadounidenses empezaron a utilizar la creatividad para crear álbumes de fotos empleando cualquier tipo de material que encontraban por casa: pinturas, botones, telas, cintas,… ¡Obras de arte creadas con sus propias manos!

Dependiendo del tema de las fotos, se decoraban de una manera u otra, porque no es lo mismo que las fotos sean de un viajazo a Nueva York que de tus recetas preferidas.

¿Qué materiales se utilizan?

Todos estamos de acuerdo en que la herramienta más importante es la creatividad, pero las posibilidades de materiales son infinitas.

  • Pegatinas
  • Botones
  • Flores de papel
  • Washi Tape
  • Sellos: transparentes, cling y de madera
  • Perforadoras
  • Clips de todas las formas y colores
  • Cartulinas
  • Y, por último, no puede faltar lo más importante, ¡el revelado de las fotografías! En Hofmman tienes dos tipos de revelado en formato retro y normal.

Estos son solo algunos de los que puedes usar. Luego dependerá de tu gusto y creatividad. ¿Preparado para darle rienda suelta a tu imaginación? 😉

¿Qué temáticas son las más utilizadas?

Dependerá de los gustos de cada uno pero las temáticas más utilizadas a la hora de crear un scrapbook son:

Familiar

Todo evento familiar que se precie tiene un momento dedicado a ver fotos. Sea comida, merienda o cena, todo miembro de la familia tiene su historia y entre “Qué cara de pillo tenías, Juanito” o “¡Cómo te lo pasabas en la playa, Teresa!”, pasamos un rato estupendo.

Amistad

En ocasiones, estos álbumes se convierten en auténticos tesoros dignos de guardar bajo llave. Suelen contener joyas en forma de foto en su interior, por lo que si queremos que sean aún más especiales, le podemos dar forma de scrapbook.

Amor

Unos de los recuerdos más bonitos que tenemos y, que por ello, debemos guardar como foto en álbum: los amorosos.

Somos capaces de recordar cuándo empezamos a salir con x, el momento exacto de nuestro primer beso o, faltaría más, el día de nuestra boda. Y si alguno nos falla, siempre podremos acudir al álbum para recordarlo.

Un consejo: si la cosa no ha ido bien, imprescindible esconder el álbum durante un tiempo o deshacerse de él.

Viajes

A un viaje es casi más importante llevar una cámara de fotos que el propio pasaporte.

Imagina un viaje a Egipto, con todas esas fotografías recogidas en un álbum con motivos egipcios hechos por ti, que además, te sirvan para recordar todo lo vivido en la tierra de los faraones mientras colocas las fotos. ¿Buena idea, no?

Y, por último, si eres creativo haciendo fotos, ¿por qué no serlo también creando un álbum? Desde Hofmann, ¡te animamos!